El lugar de trabajo divertido es más productivo

 


El trabajo, en su sentido más tradicional, es la antítesis de la diversión. Como solía decir mi abuela cuando me quejaba de un jefe o de una fecha de entrega: “Por algo lo llaman trabajo”.

 

La abuela estaría más que sorprendida con lo que Adrian Gostick y Scott Christopher tienen que decir en “The Levity Effect: Why It Pays to Lighten Up” (El efecto levedad: Por qué vale la pena aliviar las cosas). El libro examina cómo la diversión en la oficina incrementa las ganancias. “Cuando se ríen, escuchan”, dijo Gostick, autor y consultor en motivación para empleados.

Él y Christopher, comediante y autor de una columna humorística en la revista Human Capital, se ríen mientras ofrecen sus argumentos favoritos: Ser divertido hace que te contraten.

Un estudio a 737 presidentes ejecutivos de grandes corporaciones encontró que el 98 por ciento contrataría a un solicitante con buen sentido del humor por encima de uno que carece de él.

Pasarlo bien genera lealtad en las personas. De acuerdo con una encuesta entre mil trabajadores, realizada para los autores por Ipsos, firma de investigación de mercados globales, los empleados que se ríen en el trabajo suelen permanecer en él.

La gente divertida llega lejos. De acuerdo con un estudio en la revista Harvard Business Review, los ejecutivos que según sus compañeros de trabajo tienen un buen sentido del humor “suben la escalera corporativa con mayor rapidez y ganan más que sus colegas”.

Reírse es bueno para la salud. Un estudio de la Universidad de Maryland mostró que el buen humor incrementa el flujo sanguíneo un 22 por ciento. ¿Y si uno no es chistoso?

No se preocupe, dijo Gostick. “Definimos levedad más como ser alegre que ser gracioso”, dijo. “Los grandes líderes tienen una forma de hacer ligero el lugar de trabajo”.

En años recientes, un número creciente de compañías se ha esforzado por tener lugares de trabajo “livianos de ánimo”, dijo Gostick.

La consultora Bain & Company lo hace reuniendo a más de 400 empleados de todo el mundo para el torneo anual de fútbol Bain World Cup. La fábrica de juguetes Lego America, de Enfield, Connecticut, motiva a los empleados a trasladarse al campus de la compañía en motoneta. Google organiza juegos de hockey sobre ruedas dos veces por semana. Algunas compañías, de hecho, colocan a un grupo o individuo a cargo de planificar la levedad.

En la agencia publicitaria Iris North America, se llama “el Escuadrón de la sonrisa”, dijo Stewart Shanley, uno de los fundadores. El escuadrón es responsable del “bienestar general y sucesos afortunados” en la agencia de 475 empleados, explicó Shanley.

  • Comparte en
Ultima modificación: 28-04-13  a las  13:05